Control arqueològic d’obres

Control arqueológico de las obras

Intervenciones de urgencia asociadas a la ejecución de una obra de construcción. El control arqueológico de las obras de construcción consiste en llevar a cabo una vigilancia o seguimiento preventivo de los movimientos de tierra antes o durante la ejecución de un proyecto de construcción. Estos proyectos pueden afectar a un pequeño terreno o a una gran extensión de territorio. Este tipo de actuación se basa en el control visual por parte de un arqueólogo de las obras realizadas en una zona donde puedan aparecer restos arqueológicos.

Movimientos de tierra

Los movimientos de tierras normalmente se efectúan de forma mecánica, con la maquinaria necesaria para cada actuación y con la supervisión de un director. En caso de que se localicen restos arqueológicos, éstos deberán delimitarse de forma mecánica o manual y en función de su entidad darán lugar a una campaña de excavación extensiva de los restos. El técnico director deberá emitir un informe en el que se valore la extensión, potencia y características del yacimiento, así como la programación de una excavación arqueológica en extensión. En caso de que sean elementos arqueológicos de poca entidad, se pueden delimitar, excavar y documentar durante la ejecución del mismo control arqueológico.

Coincidencia espacial

En caso de coincidencia espacial entre los restos arqueológicos localizados y el proyecto de construcción, se realizará una superposición de dicho proyecto de construcción y los restos arqueológicos localizados. De esta forma, se determinará el grado de afección. En el caso de que el seguimiento o control haya dado como resultado la no localización de restos arqueológicos, se entenderá que el resultado es negativo. En el momento en que el técnico director lo considere oportuno y lo justifique técnicamente, se dará por finalizada la intervención arqueológica y se procederá a la elaboración del informe preliminar o memoria.

Control arqueológico de obras

Para gestionar de forma centralizada los requerimientos que nuestros clientes solicitan en materia preventiva, contamos con el sello Gestiona, con el que Obralia, agente neutral, valida que todos los procesos son correctos y están actualizados, contribuyendo a que nuestros clientes tengan una experiencia de usuario más satisfactoria.

Utilitzem cookies per garantir que us donem la millor experiència al nostre lloc web. Si continueu utilitzant aquest lloc, assumirem ho accepteu.    Configurar i més informació
Privacidad